24 de julio de 2013

Lo que sucede cuando...

A veces es sencillamente eso, esa sensación que te inunda el cuerpo después de ver películas como la de hoy. Esa mezcla entre añoranza y nostalgia de un amor que podría haber sido eterno pero que no duró...Es triste cuando las cosas acaban cuando una de las dos personas tiene ganas de más, cuando tienes la sensación de no haber dado el 100% de ti. En esos casos no hay mucho más que añadir. Cuando te vuelves a ver después de tanto tiempo te das cuenta de que ya nada es como solía ser antes y aunque intentas luchar, aunque intentas que las cosas vuelvan a ser como antes, cuando ya no hay amor ¿qué es lo que queda?


Y es que lo peor de todo es que nunca es culpa de nadie, hay relaciones que sencillamente no funcionan por una razón pero que esa imposibilidad de que salga bien es lo que nos tiene enganchados toda la vida, llegando un momento en el que no sabes cuándo dejaste de estar enamorado de esa persona para pasar a añorar a una persona que ya no volverá a ser la que conociste. A veces nos pasamos la vida queriendo algo que hemos idealizado, la imagen de algo que nos habría gustado que saliera de una forma que no salió.


A veces amar no es suficiente cuando el destino se empeña en que dos personas no estén juntas. A veces es necesario sentirse tristes y tener una persona a la que querer toda la vida aunque nos sea imposible volver al principio y hacer las cosas como era debido. A veces querer va mucho más allá de pasar toda la vida con alguien. A veces cuando quieres de verdad tienes que aprender a dejarlo ir si la felicidad de la otra persona no está en tus manos. A veces se necesita ser mucho más valiente para dejar marchar a una persona a la que se ama de verdad que retenerla y hacerla infeliz.

Él sabe que pase lo que pase siempre voy a quererle, de una manera especial y única que solo se siente una vez en la vida y, aunque aún soy muy joven para decir si podría volver a sentir algo de semejante magnitud por alguien, lo que sentí por él, estando juntos y también estando separados es algo que jamás olvidaré.

Te quiero. Voy a quererte toda mi vida.

3 de julio de 2013

Querido....

Si estás leyendo esto significa que he encontrado el valor para mandártelo. ¡Bravo por mí! No me conoces muy bien pero si me lo permites tengo tendencia a repetir una y otra vez lo duro que me resulta escribir, pero esto es lo más difícil que he tenido que escribir nunca..

No existe una manera fácil de decirlo así que simplemente lo diré: He conocido a alguien. Fue una casualidad, yo no lo estaba buscando. No lo planeé. Fue la tormenta perfecta. Él dijo una cosa, yo dije otra...Cuando me di cuenta quería pasar el resto de mi vida en mitad de aquella conversación.

Ahora tengo la sensación en mis entrañas de que puede ser él. Está completamente chiflado, de una forma que me hace sonreír, extremadamente neurótico y exige un mantenimento exhaustivo. Esa persona eres TÚ.

Esa es la buena noticia. La mala es que no sé cómo estar contigo ahora. Me acojona. Porque si no estoy contigo inmediatamente tengo la sensación de que nos perderemos ahí fuera. Este es un mundo enorme y malo lleno de vueltas y recobecos y basta con parpadear para que desaparezca el momento. El momento que pudo cambiarlo todo. No sé qué hay entre nosotros y no puedo decirte por qué habrías de saltar al vacío por alguien como yo pero me gustaría que lo pensaras. Tú me haces sentir en casa...

 

 

Visitantes recientes