28 de febrero de 2012

Cartas de Invierno...

Mis pestañas enlazadas con tus amaneceres. Despertar uno al lado del otro. Recordar la noche anterior hablando hasta caer rendidos. Sentirnos íntimos, cercanos, ilusionados. Pero como todo, como dijimos cuando empezamos a conocernos, esto no puede durar más que un amor de verano. Pero no es Verano, es Invierno y yo no quiero dejar de abrazarte. Partiré en seis meses lejos de mi hogar pero eso no significa que quiera dejarte aquí. Tú eres mi hogar. Tú eres todo lo que necesito para ser feliz, para respirar y poco importa que nadie lo entienda. No sé si nos queremos, quizá aún es pronto para decir eso pero me siento segura cuando me llamas mientras espero el metro que me lleve a mi casa tras una noche de sábado cualquiera. Tú en el sur del país, yo en el centro pero sin perder esa conexión, sin perder las ganas de seguir hablando. Hacer la noche jóven entre tus brazos. Caer rendida ante tus besos. Querer tocarte y que seas mío durante todo el tiempo que decidas quedarte. No puedo dejar de pensar en ti, no puedo ni quiero. Me tienes conquistada. Prometí que volvería a escribirte y aquí estoy. Las cosas han cambiado desde ese día. Ya no somos los mismos, somos incluso mejores, tú me haces mejor. Me haces reír, nunca pierdes la esperanza y tienes esa fuerza para hacerme sonreír incluso cuando amanece lluvioso y no puedo tener tus labios. Madrid se queda pequeño para nosotros, quiero comenzar contigo este viaje. He conocido noches infinitas pero ninguna comparada a las que he pasado a tu lado desde que por casualidad nos conocimos. Poco importa quiénes hayamos sido antes, poco importa que nuestros pasados sean diferentes y complicados, poco importa los obstáculos que la vida pueda ponernos. Coge las maletas, preparate para el viaje. Invitarte a venir conmigo a Milán y que decidas quedarte. No tengo más que decir. Las palabras se escapan solas de mis labios. Tengo ganas de llamarte. Tengo ganas de volver a escuchar tu voz. Tengo ganas de...(shh, es un secreto, algo que sólo sabremos tú y yo, o mejor dicho, Nosotros).

3 comentarios:

  1. Que bien pinta ésto no? =P

    espero que si es que si... todo vaya bien!! jajajaja

    lo mío lo estoy meditando, con cautela y poco a poco :)

    Entrada muy BONITA COMO TÚ!! ^^

    Geli*

    ResponderEliminar
  2. Aw, es muy tierna y perfecta esta entrada. Me gusta tu forma de expresarte ♥
    Te sigo, espero que sigamos en contacto. Un beso enorme !

    ResponderEliminar
  3. Me encanta como escribes pequeña y adoro tu relato. En ciertas partes me siento muy identificada :) Yo tuve un amor de verano que se convirtió en un amor de cuatro estaciones ^^ y lo mejor de todo es que todavía sigue a mi lado, después de un erasmus y mucha distancia de por medio hemos podido así que.. ¿por qué vosotros no? ¡Mucho ánimo! Yo sinceramente creo que se puede con todo ^^

    ResponderEliminar

Visitantes recientes